La sublimación del ser.

Para Rosario.

Extático momento

tu cuerpo

el mío

[ardiendo]

congelados en el instante

del abrazo eterno

de la carne y el alma.

Nuestras gargantas

entonan himnos sagrados

en el acto más terrenal

y divino que existe.

El simple mortal se vuelve un dios al amar.
mordi.
Anuncios

6 pensamientos en “La sublimación del ser.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s