Buscando el Sur

Imago de ficticios edificios de palabras resguarda la fatídica membresía de la muerte a su lado: acorraló las sábanas en nubes sepia. Historias de algarrobos, cañaverales espías, infancias de humo. Lluvias de cenizas. Cigarros de mundo. Pulmón de tierra. Asfixia de silencio concertó el cielo, cuando los rostros de barro, con su anonimato a cuestas, penetraban al espectro de dios que persigue a la humanidad.
Tragedia de prometeos pequeñitos, corretea por el césped que el vientre del sur ha preparado para su muerte. Y sonríe antes de perderse en la neblina de un recuerdo. Y se parece a mi viejo. Y se yergue titánico por sobre las azoteas del espíritu, cuando derraman sus labios ese suspiro: que tanto se parece a una sonrisa.

Historia de huérfanos de guerra que desgarra tiempo: cantos de historias huérfanas, que se inmolan contra el discurso imperial de las metafísicas occidentales que siembran terror por sobre los hombres.

…son acaso de esos hijos, que vienen a inscribirse en el seno de la tierra.

Y lo hacen cantando…

Anuncios

Un pensamiento en “Buscando el Sur”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s