Dialéctica de lo Anónimo

A mordi a veces lo pienso en mis soliloquios. Lo concibo como una alteridad teórica con la cual discuto, y esta identidad abstracta me responde bajo su premisa de “Save the planet, kill yourself”. Momentos como estos son los que este “mordi virtual” se plantea ante este mi proceso personal de reflexión como el fantasma de la Post-Modernidad. Alguien dijo alguna vez (no recuerdo si lo he escuchado o leído) que aquello que conocemos bajo el nombre de “Post-Modernidad”, no es un movimiento cultural, social, ni mucho menos político. Es tan solo una etapa de “resaca” tras la pérdida de sentido: tras la caída de las verdades. Entonces ello nos posicionaría no ante un tiempo de reconfiguración de axiomas éticos, sino más bien ante una época que propugna una suerte de inanición axiológica: una época que vagabundea perdida. Entonces el mundo parece carecer de sentido individual-colectivo, junto con todo lo que podamos hacer para transformar algo. Pero he aquí que esto también es una sintomatología de malestar político: aunque intentemos desarraigarnos de tal dimensión.
Un escritor tucumano en algún lugar, escribía sobre su “cansancio” para con estos jóvenes que parecen haber erradicado de su discurso el concepto de lucha en beneficio de un – ¿cómodo? – principio de pacifismo. Pero existe una pregunta a mi parecer propedéutica en estos asuntos, que es: ¿la violencia es sólo entendida como violencia física? Intuyo que solo respondiendo esta pregunta estaríamos en condiciones de sostener la tensión y la VIOLENCIA ante la cual nos posiciona el siguiente cuestionamiento: ¿Todo está perdido?
Si asintiéramos que en efecto, creemos que esto es así, me parece que estaríamos padeciendo un problema si se quiere epistemológico, porque : ¿Entonces, para qué vivir? Entendiendo vivir, como “buen vivir”: perfeccionarse, educarse, superarse; molestarse en transitar la existencia. Y en este transitar ¿qué precio pagaremos?

Esa mirada me observa fijamente más allá de la muerte. Esa mirada se clava en una dimensión desconocida de mi humanidad, y desgarra algo dentro mío. Conmueve cimientos que creía que no poseía: o que los consideraba solo como una construcción histórica sostenida por una melancolía que me aferra a un pasado emocionalmente incognoscible para mí. Es una potencia metafísica que exclama desde la infinitud de la nada. Es la nada cobrando forma. Es el anonimato cobrando una meta-identidad. Es la potencia de la trascendencia golpeando justo al pecho, como patada de burro. Duele. Acorrala. Despedaza.

Esa mirada no conquista en mí una realidad ideológica: no me interpela en el sentido político únicamente. Es el grito de la carne inanimada la que conmueve los muros de una caverna que devela un hedor nauseabundo a encierro. Porque si estos crímenes son actos humanos, ¿por qué –me pregunto- el proceso dialéctico de oposición no puede encontrar también su génesis en idéntica naturaleza?
Ese cuerpo no ha perdido el alma. Su alma se ha posado en mi como PREGUNTA. Como VIOLENCIA. Como ESCÁNDALO. Me ha despertado, ante ese TERROR que representa estar vivos. Y me recordó que la VIDA también es una PREGUNTA que exige una RESPUESTA…a costa de la VIDA misma.

Anuncios

12 pensamientos en “Dialéctica de lo Anónimo”

  1. A mordi a veces lo pienso en mis soliloquios. Lo concibo como una alteridad teórica con la cual discuto, y esta identidad abstracta me responde bajo su premisa de “Save the planet, kill yourself”

    El que suscribe, mordi, quiere aclarar lo siguiente:
    1- Creo firmemente que la humanidad toda debe desaparecer.
    2- Hay facetas de la misma que me parecen rescatables, el arte, el amor, los panchitos, algunas mujeres, Interntet y todo el porno amateur que contiene, las películas de zombies y las canchas gratuitas de basket.
    3- Por haber nacido en el año 2000 soy producto del post modernismo una época signada por su nombre,ya que es el después de algo pero no es un algo per se.
    4- Resaca, si la vida se ha convertido en eso, un malestar matutino con dejo de mal gusto en la boca, leves mareos todo el día y un dolor de cabeza que mejor no te cuento…

    1. Solo deseo repetir algo que ya he dicho en este posteo: “A mordi a veces lo pienso en mis soliloquios. Lo concibo como una alteridad teórica. ALTERIDAD TEORICA. (…) IDENTIDAD ABSTRACTA.”

      No era para que lo tomes personal ni mucho menos (yo tampoco lo tomo así), y se que no pensás exactamente eso ni pensarás en eso por siempre. Solo me sirven pequeñas voces que encuentro en la vida como para dialogar con ellas: aunque esto solo sea hablar con uno mismo.

      1. no boló! me encantó! gil! tontito!
        me encanta ser tan común y tan distinto a todos a la vez…

        gracias por usarme de ejemplo.

    1. de donde quieras 😀
      de argentina.
      gracias por pasar por nuestro blog (TONY. Gastonelle y yo escribimos)…

      el nombre de tu blog me voló la peluca.

  2. cómo que la humanidad debe desaparecer?? nos quedaríamos sin lectores. y los que peor nos quedaríamos sin shoppings porque no habría vendedores si se acabara la humanidad. yo creo que hay que a la humanidad hay que agarrarla a palos, a los grasas, los asalariados, los intelectuales y el resto de la lacra social. sin duda es toda gentuza que se lo merece. hay que dejarla medio muerta, pero no hasta el punto de matarla. si no me quedaría sin chofer y sin cocinera. además los seres superiores nos sentiríamos tan solos, aburridos de no tener a quien criticar que nos terminaríamos matando entre nosotros.

    de la nota no entendí nada. lo anónimo se compró una dialéctica? donde venden eso?

  3. ah y antes que pregunten, no pude votar en la encuesta porque no está la opción de que lady gaga es una negra cabeza

    1. Negro cabeza no es un mercado que exploten los de EMI o la empresa que sea.
      Salute Candelaria y gracias por pasar.

      PD: El intelectual te corta el pasto mañana, acordate.

  4. muy bueno Yanqui…. después de leerlo con atención claramente por su particular forma de escribir me gustó mucho y creo que a todos nos pasa lo mismo, por lo menos alguna vez se nos cruzó por la cabeza. Saludos…

  5. Por desgracia la vida se hizo para vivirla, las personas que tienen ideales altos saben que tienen un gran precio y lo que hace al ser que piensa diferente del otro es eso mismo que sabe lo que puede llegar a costarle y para él con la buena vida no le alcanza.
    Aparte nos gusta que nos golpeen no hablo de violencia fisica hablo del golpe a la razón del golpe en el sentimiento del golpe ese q desgarra y genera cuestionamiento porque muchos animales necesitan del golpe para aprender y ni aun asi podria llegar a decir q nosotros somos de esa raza q entiende de ese modo, porque olvidamos rapido, y necesitamos nuevamente q nos golpeen.
    Estamosen un constante vagabundeo etico donde ello no estara resuelto hasta que dejemos de pensar en lo necesario y nos replantiemos muchas posturas que copiamos porque simplemente estan o son asi.
    El texto me gusto mucho…un simple pero bien tratado cuestionamiento.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s